martes, 26 de diciembre de 2006

Ya falta menos



Ya nos dejó Papá Noel al fin, hemos vuelto a celebrar la Nochebuena en familia alrededor de las gambas y el jamón como todos los años, nos hemos vuelto a reunir los compañeros con el jefe en una hipócrita comida y nos han deseado unas felices fiestas gente que no conocemos de nada. Ahora empieza la navidad que me gusta; aquella que contaba los días para que llegaran los Reyes, la de los paseos por el centro iluminado, la de los petardos en mi plazoleta de pequeña, la de los muñocolates y las inocentadas, la del Cartero Real y la de soñar con los acontecimientos que el año que llegaba nos auguraba por sorpresa.

Para todos los que visitan este rincón les deseo que disfruten de estas fiestas si es que le gustan, y si no no es así, espero que les sea lo más agradable su paciencia.

8 comentarios:

  1. Estoy de acuerdo contigo, ahora con las tardes alegres del centro, con la Cabalgata y con los Reyes llega el tramo de la Navidad que más me gusta.
    Después vendrán esos días en que todo ha pasado y se adivina en la lejanía lo que a muchos de los que concurrimos tu blog más nos gusta.

    ResponderEliminar
  2. Pues a mi me gusta la Navidad, creo que celebrar el hecho humano de Dios es de una grandeza incomparable. ¿El revestimiento festivo? como todos santo y pecador. Disfrutemos de las festividades y de los recuerdos, siempre buenos, anque sean tristones; forman parte de nuestra vida y nos acercan a aquello que pudimos perder y aquello que vamos mostrando a los más pequeños.

    ResponderEliminar
  3. Gracias y lo mismo digo. Yo sigo escribiendo a los Reyes. Lo que este año he echado de menos han sido los villancicos por las calles.

    ResponderEliminar
  4. Felicidades: es verdad que estos días previos a Reyes son muy bonitos. Para mí, la noche del 5 de enero sigue siendo especial. ¿Qué tendrán los Reyes, Reyes?

    ResponderEliminar
  5. Como cristiano me parece que la Nochebuena es el centro de las fiestas. Cierto que cada vez queda menos del sentido original pero los creyentes debemos mantenerlo.
    Luego está la Nochevieja, noche que hay que pasarselo bien por coj... narices.
    Y finalmente los Reyes. Yo me lo paso en grande y siento la misma ilusión que tenía de chico cuando veo las caras de nuestros pequeños.
    Cada una de las tres fiestas es diferente pero en Reyes volvemos a nuestra niñez tan sólo con mirar el rostro de los peques.
    Por cierto, yo sigo creyendo en los Reyes Magos, el día que deje de creer en ellos, malo.
    De las comidas de Navidad huyo como de la peste: con los amigos de la hermandad, con los amigos del futbito, con los amigos de la peña, la de la empresa (la peor de todas)... La única que no me pierdo es la de los compañeros de la universidad que llevamos celebrando ininterrumpidamente desde que éramos estudiantes y en la que nos lo pasamos en grande.

    ResponderEliminar
  6. Sin duda la Nochebuena debe ser la estrella de la Navidad, ya que celebramos una fiesta católica, lo que ocurre es que el consumismo puede con todo.
    Mi Navidad es como os lo cuento, de ahora a Reyes, y de la comida de empresa he pasado porque mi jefa y yo somos "incompatibles" durante todo el año y no me veo brindando con ella, otra cosa es la comida de los amigos, que lo paso de miedo.
    En cuanto al 31, verdaderamente hay que pasarlo bien por "coj..." como dice Maese; eso de disfrazarte y salir a una fiesta con un gorrito a escuchar música de tortura y tragar humo por un tubo... Nunca lo he soportado, aunque lo he sufrido durante mi juventud.
    De los Reyes ya hablaré más adelante, eso es punto y aparte, querido Carlos.

    ResponderEliminar
  7. Hola a todos: Es la primera vez que entro en este blog personal de mi admirada Reyes. Espero no desentonar mucho.
    Pues bien, a mí me encanta la Navidad. Me encanta los lotes espantosos de llorar que me pego. Películas de televisión tristes, recuerdos de familiares que no están, niños del Tercer Mundo...!qué lote Dios mío! pero me encanta. También sufro las comidas de empresa con su típico borrachín impresentble (jefe o compañero) y disfruto con las de la gente de mi Hermandad, la de los amigos de toda la vida que llevamos reuniéndonos más de veinticinco años en el mismo sitio...en fin, como ya he dicho anteriormente me encanta la Navidad.Y coincido con Reyes que lo que viene ahora, excepto la odiada noche del 31, me gusta todavía más. Ese día de Reyes viéndole la cara a mi hijo por la mañana, no lo puedo olvidar en el resto del año.
    En fin, espero asomarme más por este balcón. Saludos para todos.

    ResponderEliminar
  8. Feliz Navidad a todos y en especial a ti Dama. Suerte para el año que llega

    ResponderEliminar